lunes, 21 de septiembre de 2015

Cómo hacer mermelada de melocotón casera

 Mermelada de melocotón con thermomix

receta de mermelada de melocotón con thermomix
 ¿Os gusta desayunar dulce o salado? Yo soy más de dulce, y me encanta tomar las clásicas tostadas con mermelada y mantequilla.
Aprovechando que me regalaron unos melocotones de viña naturales y totalmente bio me decidí a preparar una confitura casera con thermomix. Es la primera vez que lo hago y estoy muy satisfecha con el resultado.


¿Conocéis esta variedad de melocotones? Como podéis ver en las fotos son de piel aterciopelada y la pulpa es rojiza, sobre todo la capa más externa. La verdad es que están sabrosísimos y la mermelada tiene un color espectacular.

Preparar vuestra propia mermelada casera con thermomix es muy sencillo. No se pega, no es necesario estar removiendo todo el tiempo los ingredientes y es super rápido. Ponéos el delantal porque empezamos ya.

Apuntáos bien la receta porque estamos en época de preparar conservas y puede seros muy útil.

Confitura casera con thermomix

  Antes de preparar la confitura tenéis que aseguraros que tenéis suficiente botes de conserva para guardarla. Yo he utilizado unos que tienen la tapa metálica con una especie de abombamiento en el centro para poder ver si el vacío se ha hecho correctamente y que la confitura se conservará en las mejores condiciones.

 Ingredientes para la confitura de melocotón.

  • 1 kilogramo de melocotones de viña pelados y sin hueso. Podéis utilizar otro tipo de melocotones si no tenéis esta variedad.
  • 400 gramos de azúcar
  • Zumo de medio limón

Preparación

  1. Pelar, lavar y deshuesar las fruta.
  2. Introducir todos los ingredientes en el vaso de la thermomix y cerrar con la tapa. En lugar del cubilete colocaremos el cestillo encima de la tapa para que se evapore el agua.
  3. Programar 40 minutos, temperatura varoma, velocidad 2. 
Confitura de melocotón de viña
Una vez terminado rellenamos los botes de conserva (bien limpios) con la mermelada caliente, cerramos los tarros firmemente y los ponemos boca abajo. Tened cuidado al rellenar los botes porque quema bastante, asì que os recomiendo que utilicéis un paño de cocina para protegeros las manos. 
Cuando los tarros estén fríos podréis comprobar que el vacío se ha hecho correctamente si el abombamiento de la tapa está metido hacia dentro. 

Ahora sólo queda reunir a la familia en torno a un buen desayuno casero. 

Espero que esta sencillísima receta de mermelada os haya gustado. Si utilizáis bonitos tarros y etiquetas puede ser un regalo perfecto para los amantes de la cocina y la buena gastronomía.
Gracias por compartirla en vuestras redes sociales.

Puede que también os interese esta crema de limón helada super fácil y apta para los peques más cocinillas. 

No olvidéis que podéis suscribiros al blog para no perderos ninguno de los tutoriales y recetas que voy publicando. ¡Hasta muy proton!

2 comentarios:

  1. OHHHHHHH, asi me has dejado, y no por la mermelada en cuestión que se ve superrica con ese colorcete, sino por los melocotones, jamas había visto unos melocotones tan rojos, jajaja, aqui el que llaman de viña es un amarillo intenso tirando a anaranjado, pero los tuyos me he quedado pasmada y mi paladar ni te digo con lo curioso que es solo se pregunta y que sabor tendrán, jajajaja
    Besote!!!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola ayla! Aquí en Francia también llaman melocotones de viña a los amarillos que me comentas y a éstos. La verdad es que están jugosísimos y super ricos. Además éstos son de la huerta de un conocido y no tienen nada de pesticidas. Un abrazo!

      Eliminar

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...